SuperLiga 2017/18

Que el viernes, cueste lo que cueste…

Que el viernes, cueste lo que cueste…

Por la vigésima cuarta fecha de la Superliga, Godoy Cruz empató 1 a 1 Banfield y quedó a 3 puntos del líder, Boca Juniors. Los goles de la tarde los convirtieron Enzo Kalinski y Victorio Ramis. Ahora, se le viene el clásico de Cuyo con San Martín de Juan.

El Taladro salió mucho mejor a la cancha. Tocaba en corto y lograba generarle peligro por las bandas, uno de los puntos altos de la buena campaña del Tomba. Este no estaba cómodo y no podía sostener mucho el balón. Recién a los 15’, llegaría a incomodar a la defensa rival con un remate de Pol Fernández.

Con el correr de los minutos, el elenco local seguía dominando el encuentro y no le hacía pasar una buena tarde a la visita. De a poco se fue animando los del Sur de la provincia de Buenos Aires, que se instalaban en el campo rival, pero les faltaba desequilibrio en los últimos metros. A pesar de contar con un Darío Cvitanich encendido, que tenía una batalla aparte con Tomás Cardona, Banfield no podía romper el marcador.

Después del descanso, el Expreso debía cambiar la imagen si quería quedarse con los tres puntos. Era sabido. Sin embargo, en el amanecer del complemento, el Taladro se adelantaría en el marcador. Un tiro libre ejecutado por Pablo Mouche conectó con Enzo Kalinski y adentro. Nada que hacer para Burián.

A partir de ahí, el Bodeguero reaccionó tras el golpe sufrido y fue en busca del empate. A los 7’, Pol Fernández sacó un disparo razante pero Arboleda lo contuvo sin problemas. Minutos más tarde, los dirigidos por Diego Dabove contarían con otra chance para igualar el partido. Una jugada conducida por Jalil Elías culminó con otro tiro de Pol Fernández. Como respuesta a esto, avisó Jesús Dátolo con un remate envenenado que se le metía a Burián, pero este estuvo muy atento para desviarlo al córner.

La bestia estaba dormida, y el gol la despertó. Con la pelota en su poder, Godoy Cruz creció mucho en el juego y a los 25’, lo confirmaría con el empate. Victorio Ramis, la encontró, la peleó, dio media vuelta y sacó un remate inatajable para el arquero local. Ya con confianza, la visita, por medio de Luciano Abecasis, seguía probando desde larga distancia en varias ocasiones.

El final sería para el infarto, con oportunidades para ambos equipos, pero la más clara ocurrió en el último minuto adicional. El Morro García quedó mano a mano con el arquero, definió con gran categoría, pero Sporle se la sacó en la línea, y en el rebote, Pol Fernández remató desviado. Increíble.

Por la forma en que se dio el partido, queda un sabor amargo tras el empate, aunque los de Dabove deben refrescar la cabeza, y seguir trabajando porque la ilusión del campeonato aún no se apaga, y el objetivo de clasificar a la próxima Copa Libertadores está cada vez más cerca.

Puntaje promedio: 0.00 (0 votos)
Puntuá la nota
Puntaje promedio: 0.00 (0 votos)
Dejá tu comentario